Qué tiene el nuevo Mazda 6 para que a los españoles nos guste tanto ahora

El nuevo Mazda 6 incluye motores de entre 145 y 193 caballos y está disponible desde 24.978 euros en versiones berlina y familiar. Su crecimiento ha sido notable en el último año.

La compañía automovilística Mazda ha renovado su modelo Mazda 6, que ya está disponible en el mercado español con cuatro motorizaciones con potencias de hasta 194 caballos. Las versiones con carrocería berlina y familiar tienen el mismo precio de adquisición, como ya ocurría con su antecesor. Está a la venta desde 24.978 euros y en España se ha multiplicado por cuatro sus ventas desde 2012 y un 30% en el último año. ¿Cuál es la clave de su éxito?

La estética tendrá algo que ver en sus ventas. El exterior del Mazda 6 cuenta con un nuevo diseño frontal, que le da un aspecto más llamativo y contundente gracias al desplazamiento de la parrilla hacia atrás. Esto hace que el logo de la marca, en el centro de la parrilla, quede más destacado. También en el interior se han modificado los materiales de sus acabados, lo que proporciona una mayor sensación de calidad, que ya era elevada en su antecesor. El nuevo se ofrece con tapicería de piel marrón, así como con madera japonesa de sen en alguna de sus versiones. El habitáculo incorpora dos pantallas de 7 y 8 pulgadas, en el panel de instrumentos y en la zona central, respectivamente.

Por lo que respecta a sus motorizaciones, el nuevo Mazda 6 se ofrece con dos mecánicas de gasolina y otros dos propulsores diésel. El motor gasolina de 2.0 litros desarrolla una potencia de 145 CV, mientras que el de 2.5 litros tiene una potencia de 194 caballos. Por su parte, los motores diesel, de 2.2 litros de cilindrada, desarrollan 150 o 184 caballos de potencia, según la versión. En este sentido, un propulsor Mazda da garantía de calidad y es tan atractivo ahora como antes… a diferencia del consumo, ahora mucho menor.

Todas las versiones pueden estar asociadas a una caja de cambios manual de seis marchas o a una automática de convertidor de par, con la excepción del tope de gama, el gasolina de 194 caballos, que solo está disponible con el cambio automático. La filial española prevé unas ventas de 1.300 unidades anuales y de ellas un 65% deberían corresponder a las variantes equipadas con motor de gasolina mientras que las de gasóleo solo serán un 35% del total.

El nuevo Mazda 6 está disponible con cuatro acabados diferentes, desde el Evolution de acceso a la gama, que incluye control de crucero adaptativo ‘Stop & Go’, hasta la versión Packs Black Sky/White Sky, que equipa asientos delanteros calefactables y ventilados, así como memorización de las diferentes posiciones del asiento. A esta gama se añade la serie especial Signature, que incluye la tapicería de piel nappa marrón, el techo interior negro, el espejo retrovisor interior sin marco, así como acabados en madera japonesa de sen e iluminación interior de tipo LED. Un acabado muy exclusivo en este segmento.

Volante muy deportivo en el nuevo Mazda 6

Otro factor para su éxito en ventas es que está disponible en el mercado español desde 24.978 euros con el motor gasolina de 145 caballos y el acabado Evolution, aplicándole los descuentos disponibles, mientras que la versión más equipada, con el propulsor diésel de 184 caballos partirá de 38.578 euros. Las versiones de carrocería berlina tienen el mismo precio de venta recomendado que las variantes familiares que proporcionan una mayor versatilidad y más espacio de carga. Algunos de sus competidores son más caros ofreciendo lo mismo.

Mazda crece un 30% en España

Los números son claros: la compañía japonesa vendió en el primer semestre del año 11.110 vehículos en España, lo que supuso un crecimiento del 30% en comparación con los seis primeros meses de 2017. En cuanto a las previsiones para el año completo, este crecimiento se reduce hasta un 14%, lo que permitiría que Mazda alcanzara las 21.000 unidades en el mercado español al cierre del año.

Es un resultado muy positivo, que demuestra la clara evolución de la marca en el mercado en los últimos años, con seis años consecutivos de crecimientos en sus matriculaciones. La reducción del crecimiento previsto para el segundo semestre se debe a que los resultados en el segundo semestre de 2017, con los que se comparan, fueron especialmente buenos. En cualquier caso, lo más destacable es que según los datos de ANFAC, las ventas de Mazda al cierre de 2012 fueron de 4.599 unidades, que subieron hasta 5.797 unidades en 2013, datos que contrastan con las 21.000 unidades previstas para el ejercicio 2018.

Fuente: El Confidencial

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.